mayo 19, 2022

5 PASOS PARA EL ÉXITO EN EL NETWORK MARKETING

Trabajar en el marketing de redes es muy gratificante. Cuando ayudas a otras personas a desarrollarse y a elevar su nivel de vida, y al mismo tiempo ganas más y más, es edificante. Pero el MLM no es sólo cuestión de promociones y premios. Es un trabajo comprometido y sistemático, en el que muchos distribuidores principiantes se pierden. Basta con conocer y comprender los 5 pasos para el éxito en el MLM para obtener los máximos beneficios de este sistema de trabajo.

 

Tanto si prefieres ser un vendedor o quieres ser un líder, tienes que comprometerte al 100%, si quieres tener éxito. Este elemento es el que suele hacer perder terreno a los networkers noveles. Centran toda su energía en la adquisición de contactos y luego no consiguen hacer presentaciones. O reclutan mucho, pero se olvidan de formar a las nuevas personas en la estructura.

Entiendo que el compromiso total, al 100%, de trabajar en el marketing de redes es repartir tu energía y esfuerzos de manera uniforme entre varios elementos. Cada uno de ellos es una parte integral de este negocio. Si quieres alcanzar un nivel alto en tu plan de marketing, tienes que combinarlos y repetirlos… hasta el final. O mejor dicho, hasta que tus ingresos pasivos sean suficientes para retirarte de tu empleo tradicional y centrarte al 100% en tu MLM.

 

 

5 pasos para el éxito en el MLM

La base del sistema de marketing multinivel son 5 pasos, implementados y repetidos una y otra vez. Por supuesto, si sólo quieres ser un gran vendedor y no te importa la creación de equipos, la duplicación y la formación puedes quedar fuera de tu esquema.

 

1 – Adquirir nuevos contactos o prospectos

Ya he escrito sobre la importancia de crear una lista de contactos. Esta es la parte más básica del trabajo, sin la cual no tiene ninguna posibilidad de realizar ventas o contrataciones. Asegúrese de conocer constantemente a nuevas personas y de establecer relaciones con ellas. Utilice cualquier herramienta que le resulte eficaz para ello: recomendaciones personales, el poder de los encuentros fortuitos, las redes sociales o los seminarios web.

Vale la pena mantener los ojos y los oídos abiertos a los demás. Los nuevos contactos están literalmente en todas partes: en el supermercado, en la cola de la consulta del médico, en el gimnasio o en un foro de Internet. Sólo asegúrate de buscarlos en cada oportunidad.

 

2 Presentación del plan de marketing u oferta

¿Puede vender su producto o reclutar nuevas personas para su equipo si no les muestra las posibilidades de su oferta? Por supuesto que no. Pero no hay que confundir el hecho de ganarse a un cliente o compañero de trabajo con una presentación, un error común que cometen incluso los profesionales del marketing con experiencia.

Una presentación sirve para, como su nombre indica, presentar su oferta. Este es el momento en el que debe describir sus productos o servicios, contar su uso, los beneficios que aportan o los problemas que resuelven. Muestre las diferencias entre su propuesta y la de la competencia. Dé a su interlocutor la oportunidad de decidir por sí mismo.

Las presentaciones adoptan diferentes formas. A veces se trata de una reunión más amplia para una docena de personas, y a veces de una conversación íntima con un café. A medida que adquiera experiencia, aprenderá a sentir qué forma de presentación funciona mejor para una persona determinada. Lo más importante, sin embargo, es que no confundas los papeles de presentador y vendedor; de esto último hablarás más adelante. Primero discuta la oferta y responda a las preguntas de su interlocutor. Si empiezas a «empujar» tu producto en esta fase, no generarás confianza.

 

3 Seguimiento del contacto

Si lleva a cabo la presentación correctamente, su potencial cliente/colaborador saldrá de ella pensando en su oferta. Puede que aún no esté preparado para utilizarlo, pero la semilla del interés ya está plantada.

Ahora tiene que asegurarse de que el cliente se acuerde de usted: le sorprendería saber cuántas veces no se cierra una venta porque el cliente simplemente se olvida del producto presentado. Así que tu papel es mantener viva la imagen del beneficio en su mente. Uno o dos días después de la reunión, envíe un correo electrónico, un mensaje de texto o llame por teléfono a la persona para agradecerle su tiempo y asegurarle que está disponible. Con un poco más de tiempo, pregunte cómo van las cosas y si el producto X puede serles útil en este momento. ¿O tal vez algo ha cambiado en la situación vital de esa persona y ha llegado el momento de incorporarse al negocio? Si no se lo recuerdan, nadie lo hará.

 

 

4 – Cerrar el trato

Ya sabes que hacer una presentación no es lo mismo que vender, aunque nada te impide pasar a la venta real inmediatamente después de tu presentación.

Lo más importante es percibir cuándo el entrevistado está preparado para «cerrar el trato». Esto se aplica tanto a las ventas como a la contratación. Hay que encontrar el momento adecuado en el que el nivel de curiosidad, el conocimiento de la oferta de productos/marketing y la voluntad de cambio sean lo suficientemente altos… también para ti. Si has encontrado un contacto, has tenido una gran reunión y luego te da vergüenza salir con tu propuesta (y conozco casos así), ¿para qué?

Hay libros enteros escritos sobre técnicas de venta directa y creación de redes de MLM, así que no voy a intentar reinventar la rueda hoy, así que me limitaré a recomendarte algunas lecturas útiles.

«Be pro» de Eric Worre

«Marketing multinivel en acción» por Randy Gage

«MLM Join the Best» John Kalench

«Sheakeout» Edward Ludbrook

 

5. Formación y Entrenamiento

Este paso aparentemente no se aplica a los que se centran en las ventas, aunque… al fin y al cabo, el cliente también puede recibir formación informal sobre cómo debe utilizar el producto para obtener los mejores resultados. Sin embargo, es el líder quien debe centrarse en la formación si quiere alcanzar el éxito en el MLM.

Si se contrata a más personas en la estructura y luego se pierde el contacto con ellas, ¿cómo se va a construir un equipo fuerte? Recuerde que lo que afecta al volumen de negocio no suele ser el tamaño, sino la calidad de su red. Al fin y al cabo, piense por sí mismo: ¿es mejor tener a 50 distribuidores inactivos a sus órdenes o a 10 que están realmente comprometidos con su trabajo, que quieren ser cada vez mejores y que alcanzan objetivos sucesivos?

Su tarea como líder es preparar a las personas de su estructura para que trabajen lo mejor posible. Por tanto, al renunciar a la formación, les estás privando a ellos y a ti mismo de oportunidades de éxito.

 

Los 5 pasos: captación de contactos – presentación – seguimiento – cerrar el trato – formación son una base estable para el negocio MLM. Si te saltas notoriamente uno de estos elementos, probablemente no estés obteniendo los máximos resultados. Es hora de cambiar eso. El sistema es sencillo, sólo hay que aprender a utilizarlo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

es_ESSpanish